UTPE

ALTIMETRIAS-TPE-2017

UTPE

Fecha: 2017 05 13

Hora de salida: 9:30

Distancia: 34100 metros (aprox)

Tiempo: 04:48:38

Puesto: 52 de 344+13

Dorsal: 165

Categoría: 20 Vet1Mas

 

2017 05 14

Ha sido algo así como ¡subidón, subidón!

Para asimilar que la primera vez que me acerco a la montaña no lo he hecho del todo mal. El finde que se corría la Transvulcania, yo que soy pobre, me había apuntado – de rebote y por baja por lesión de un desconocido para mí – a la UTPE.

33 kilómetros por Picos de Europa. Lleno de nervios desayuné, lleno de nervios me acerqué a Benia de Onís a desayunar otra vez mí ya típico croissant a la plancha (esta vez por 3.8 euros), fumando esperé a que mis compañeros de equipo bajaran a la línea de salida sobre las 8:30 de la mañana…

Mis nervios no me dejaban ir al baño a soltar lastre por mucho que lo intenté. 10 minutos antes de dar la salida, nos la retrasan 30 minutos… Me voy a fumar. No puedo más, me encuentro en la salida con un conocido de Valladolid que corre y mucho y que ésta la ha corrido un par de veces, nos alerta sobre el barro, la dureza… calla, calla, ¿tiempo aproximado de llegada, pregunto yo? 5 horas y poco…

En la vida he pasado de las 3 horas zapateando… ¡Qué locura es esto! Venga va, 10 segundos y a darle caña, qué sea lo que dios quiera…

Curva a la derecha y 400 tíos a subir y subir y subir… Barro desde el kilómetro 1, rocas resbaladizas y 400 tíos por un camino por donde entran dos vacas… Los resbalones se suceden y hasta el kilómetro 2 no hacemos vida… primeras fotos a Ana con fondo de montañas y nieve… Es la única que me sigue el ritmo. Entramos de lleno en la montaña y voy gritando extasiado por la emoción de las vistas. Valles de ensueño, praos mejor cuidaos por la naturaleza que el césped del Bernabéu… ¡Esto promete!

Ana se va descolgando y yo sigo sin forzar sacando el móvil cada 2 por 3… Los paisajes siguen mejorando a medida que vamos avanzando. Unos burritos nos vienen a ver, vacas en palcos Vips nos observan pastando mientras nos acercamos al lago de Enol.

Allí todo cambia… tu es más verde y más preparado para el dominguero… escaleras artificiales, pasarelas de madera, incluso un túnel a modo de mina… Yo llevo los ojos tan abiertos que hacen las veces de pulmones… Voy dopado, me siento tan privilegiado que no siento las piernas… Flores moradas entre riscos, pisando las aguas del lago (literal), praos tan tupidos que son alfombras para los corredores… La sorpresa de la subida rocosa se vuelve liviana tras el subidón de hormonas… Arriba las vistas son aún mejores, pero que venga otro a hacer fotos. Bajamos hasta un avituallamiento que parece el mejor bar de la comarca y después de hacer un poco más el bobico, brindando con coca cola y demás; continuamos bajando…

La zona quemada por el incendio se hace tan dolorosa como el propio incendio, ahí me resbalo al dejar pasar a una asturiana que a la postre sería primera de mi categoría y 4ª de la general. Al resbalar con mi pierna izquierda, el isquio de la derecha se me contrae bestialmente, pero logro sujetarlo. La bajada embarrada, rocosa y estrecha, se me hace eterna. Pierdo ritmo y me da un pequeño bajón. La paura en las bajadas se apodera de mis piernas débiles.

Ya no levanto la cabeza del suelo, en las pistas regulo y adelanto, pero son paréntesis… prefiero subir andando a bajar volando y joderme el trabajo.

Los kilómetros que había pasado sonriendo y gozando están atrás, muy atrás; pero mis piernas los llevan como lastres y empiezan los temidos calambres.

Mecagoendios literalmente mientras aprieto con mis manos las zonas de mis piernas que quieren estallar… Grito a solas y sigo corriendo, un tal Antonio de Vigo va mejor que yo y me anima, pero quedan dos o tres subidas y no aguanto su ritmo. En una de ellas, me encuentro con un corredor sentado, me paro y le ofrezco barritas y un kitkat, un poco de agua y mis calambres… Casi me quedo allí sentado con él.

Último avituallamiento, dos subidas más y a lo que era la subida de los primeros dos kilómetros ahora en bajada… igual de embarrada, con más rocas que en la subida…

Oigo ya la voz del speaker y creo oír a mi madre que me espera para hacerme la cena después de un buen día de trabajo… oigo otras voces, pero esas son del otro blog…

Entro en el pueblo cruzando un pequeño puente, vuelta a la izquierda y se acabó… me quito la gorra y entro como un puto superhéroe que soy…

La re ostia… va por mis amigos, por mi hermana y por mi familia, incluso la que se ha ido al cielo hace bien poquito… Guau!!! Menos de 5 horas y sigo sonriendo, los calambres se han pasado y el cuerpo reposado pide caña con limón y cigarrito… ¡porqué yo lo valgo!

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s